El presidente mexicano condena la masacre de 14 personas en la frontera entre México y Estados Unidos

López Obrador calificó de “cobardes” los ataques indiscriminados a civiles por parte de sicarios en Reynosa. Cinco presuntos pistoleros fueron asesinados.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, condenó el lunes (21.06.2021) la muerte de al menos 14 personas el sábado en la ciudad fronteriza de Reynosa, en el norte de Estados Unidos, en ataques en los que murieron cinco presuntos sicarios, y dijo que había dado instrucciones a la fiscalía general para que investigara el caso.

Los lamentables hechos ocurridos en Reynosa, (estado de) Tamaulipas, costaron la vida de personas inocentes, 14 personas inocentes, porque todo indica que no fue un enfrentamiento, sino un ataque hábil”, dijo el presidente en su conferencia matutina habitual desde Palacio Nacional. AMLO envió sus condolencias a los familiares de las víctimas y dijo que lo ocurrido fue un ataque “cobarde”.

Los hechos se registraron cuando un comando integrado por un número indeterminado de individuos armados que se movilizaban en diferentes vehículos disparó, en varios puntos de Reynosa, particularmente en las colonias (barrios) de Almaguer, Lampacitos, Unidad Obrera y Bienestar, “a personas que no estaban en plan de enfrentamiento”, agregó López Obrador.

2019 y 2020, años violentos

El tiroteo provocó la movilización del ejército, la guardia nacional, la policía estatal y la fiscalía del estado, que se desplegaron por toda la ciudad. “Al ser localizados, los individuos se resistieron y agredieron al personal policial, que repelió la agresión”, señaló el Grupo de Coordinación Estatal para la Construcción de la Paz en Tamaulipas. Según los medios de comunicación locales, el número total de civiles muertos es de 18.

Desde 2017, Reynosa y otras ciudades de Tamaulipas han sido escenario de enfrentamientos entre narcotraficantes por el control del tráfico de drogas, según las autoridades. Estos hechos se producen en medio de una violencia incesante en México, que vivió los dos años más sangrientos de su historia en 2019, con 34.682 asesinatos, y en 2020 con 34.554.

Te puede interesar



DZC (EFE, AFP)