La policía ecuatoriana desmantela una red de tráfico de migrantes que ofrecía viajes a México

Siete personas fueron detenidas en operaciones contra el tráfico de migrantes realizadas por la Unidad Nacional de Investigación de Delitos Transnacionales de la Policía y la Fiscalía. A su vez, México impuso visados a los ecuatorianos.

Durante las operaciones se encontraron dispositivos móviles, dinero en efectivo y diversos documentos como escrituras públicas, recibos y letras de cambio. Según la investigación, la organización llevaba dos años operando en el país y reclutaba a personas del sur y del centro del país, ofreciéndoles billetes de avión y paquetes turísticos a México, antes de llevarlos a Estados Unidos.

Los ciudadanos que decidieron viajar “fueron trasladados a Quito, donde fueron alojados en albergues durante días o semanas, donde se les ayudó a tramitar sus documentos para salir del país”, según un comunicado del ministerio. Añadió que las rutas utilizadas por la organización eran Quito-México; Quito-Bogotá-Panamá-México. “También contrataron vuelos chárter desde Quito-Guatemala y los cruzaron por tierra hasta México, y de ahí al país norteamericano”.

El mayor Medardo Silva, de la Unidad de Investigación de Delitos Transnacionales de la Policía Nacional, dijo que la organización cobraba entre 10.000 y 16.000 dólares por persona para llevar a los ciudadanos a Estados Unidos.

Al parecer, el grupo tiene contactos en México para facilitar el traslado, concluye el informe.

El comercio de migrantes aumentó en 2021

Entre las últimas acciones internacionales para evitar la migración de riesgo, el gobierno mexicano ha decidido exigir a los ecuatorianos la obtención de un visado, medida que entró en vigor el pasado sábado.

Te puede interesar



Esta medida, que en las últimas semanas ha generado colas en el consulado de México en Quito por la urgencia de quienes ya habían comprado los pasajes, se debe a que el flujo de ecuatorianos hacia ese país ha cambiado en los últimos meses y a que hay un peligroso fenómeno de “coyoterismo” detrás, dijo el ministro de Relaciones Exteriores, Mauricio Montalvo.

“De un universo de más de 50.000 ecuatorianos en el primer semestre de este año, 38.000 se han quedado, es decir, siete de cada diez están aquí, muchos de los cuales están detenidos en la frontera, con todas las consecuencias que ello implica”, dijo. Comentó que este año se ha producido “un giro tan importante” y que “responde a situaciones vinculadas a estas redes internacionales de tráfico de personas” que llevan a los ecuatorianos a través de México hasta la frontera con Estados Unidos.

Un fenómeno que podría tener su origen en “factores circunstanciales” ligados a la pandemia y a la crisis socioeconómica que trajo consigo. “Ya hemos visto resultados muy trágicos, dolorosos y tristes”, subrayó el ministro de Asuntos Exteriores, explicando que la exigencia de visado fue una “decisión unilateral de México”, anunciada el 20 de agosto.

También destacó que no se trata de una medida generalizada, sino que, como todos los visados, tiene en cuenta las “medidas de facilitación de la migración”, por ejemplo para quienes tienen un visado válido o residencia permanente en Estados Unidos, Canadá, Japón, Reino Unido e Irlanda del Norte. El mismo beneficio se aplica a los países Schengen.

La obligación de visado es inicialmente temporal

Otros deben acceder a la página web de la embajada de México en Ecuador y concertar una cita para obtener un “visado de visitante sin permiso para ejercer una actividad remunerada”. El visado será obligatorio hasta el 4 de marzo de 2022, un periodo de seis meses en el que Montalvo espera que desaparezca el primer semestre que provocó su imposición.

Durante este periodo, los ministerios de ambos países estarán en contacto para ver si se eliminan los factores que llevaron a la introducción del requisito de migración. En Ecuador, sólo 3 de cada 10 ciudadanos tienen un empleo adecuado, según la Encuesta Nacional de Empleo, Desempleo y Subempleo, publicada el 22 de julio de 2021, y los niveles de pobreza han aumentado en los últimos 18 meses debido a la pandemia.

Entre hoy y mañana, la Cancillería ecuatoriana realiza una reunión para analizar la problemática de la migración en riesgo en el período post-pandémico, con el fin de establecer líneas de acción concretas y medibles, en diálogo con diferentes actores nacionales e internacionales.

jov (efe, elcomercio, dw)